LAB denuncia la supresión de 29 camas y 26 puestos de trabajo en el hospital de Cruces

Fachada del hospital de Cruces
El sindicato critica que así aumentan la cargas de trabajo, se alargarán las listas de espera, se perderán puestos de trabajo y calidad del servicio
El sindicato LAB ha denunciado la desaparición de 29 camas y 26 puestos de trabajo en el hospital de Cruces como consecuencia de que la dirección ha decidido la integración del servicio de Cirugía Plástica con Traumatología y de Otorrino con Cirugía. La medida supone, entre otros efectos, que "26 trabajadores eventuales pierdan su puesto de trabajo": seis auxiliares de enfermería y siete enfermeras en Cirugía Plástica y cuatro auxiliares de enfermería y nueve enfermeras en Otorrino. LAB, que exige la rectificación, sostiene que esta decisión implica "masificación crónica del servicio de urgencias, aumento de las listas de espera y peor calidad asistencial" en este hospital público. El sindicato sostiene que este recorte está relacionado con una "estrategia encubierta de ir 'vaciando' el hospital de Cruces, bajo la excusa de la apertura del nuevo hospital de Urduliz".

Archivo |
> 29/12/2016. Facua pide al Gobierno Vasco medidas ante el colapso de urgencias del hospital de Cruces
> 28/12/2016. El hospital de Cruces se sitúa en la posición 16 del Índice de Excelencia en España
> 15/12/2016. Los sindicatos de Sanidad auguran el "colapso" de urgencias y atención primaria en Navidad
> 14/12/2016. Una lista de los hospitales con mejor reputación coloca al hospital de Cruces en el puesto 44 de 74



Nota de prensa de LAB
26 lanpostu gutxiago Gurutzetako Ospitalean

Ezkerraldea-Enkarterri-Gurutzetako Erakunde Sanitario Integratuko (ESI) LABeko atal sindikalak salatu nahi du Zuzendaritzak ospitaleko Otorrino eta Plastika zerbitzuak lekuz aldetzeko erabakiaren ondorioz 26 behin-behineko langile kalera joango direla.

Aipatutako zerbitzuak beste zerbitzu bitan integratuko dira: Plastika zerbitzua Traumatologian ezarriko da, 15 ohe gutxiagorekin eta 6 erizain laguntzaile eta 7 erizain gutxiagorekin. Bestaldetik, Otorrino zerbitzua Kirurgian integratuko da, 14 ohe gutxiagoarekin, 4 erizain laguntzaile eta 9 erizain gutxiagorekin.

Aldaketa hauek zerbitzu hauetako lan-karga handitzeaz gain, ohe gutxiago izanik, itxaron zerrendak luzatuko ditu. Beraz, zerbitzuek kalitatea galduko dute eta lanpostuak desagerraraziko dira. Zoritxarrez, Urdulizko Ospitale berria aitzakitzat hartuta, Gurutzetako Ospitalean isilpeko “hustuketa”n urrats bat gehiago da zuzendaritzaren mugimendu hau. Gurutzetako ospitalean gero eta ohe gutxiago, pertsonal gutxiago eta zerbitzu gutxiago izango dira, baina erreferentziazko ospitalea izaten jarraituko du. Honek ondorio garbiak izango ditu: urgentzietako pilaketa kronikoak, itxaron zerrenda luzeagoak eta zerbitzu txarragoa.

Hau guzti hau ikusita zuzendaritzari atzera pauso bat ematea eskatzen diogu eta benetako negoziazioa egin dezatela, denon artean irtenbidea bilatu dezagun Osasun Publikoa bermatzeko.

––––––

26 puestos de trabajo menos en el Hospital de Cruces

La sección sindical de LAB en la Organizaciones Sanitarias Integradas (OSI) Ezkerraldea Enkarterri Cruces quiere denunciar la decisión de la Dirección de trasladar los servicios de Otorrino y Plástica, lo que traerá como consecuencia que 26 trabajadores y trabajadoras eventuales pierdan su puesto de trabajo.

Los citados servicios se integrarán en otros dos: Cirugía Plástica se integrará con Traumatología, perdiendo 15 camas, 6 auxiliares de enfermería y 7 enfermeras. Por su parte, Otorrino se integrará con Cirugía, lo que traerá la pérdida de 14 camas, 4 auxiliares de enfermería y 9 enfermeras.

Estos cambios, además de aumentar las cargas de trabajo de estos servicios, alargarán las listas de espera. Así pues, se perderán puestos de trabajo y calidad del servicio.

Desgraciadamente, tenemos que entender esta decisión dentro de una estrategia encubierta de ir “vaciando” el hospital de Cruces, bajo la excusa de la apertura del nuevo Hospital de Urduliz. El Hospital de Cruces tendrá cada vez menos camas, menos servicios, pero continuará siendo el hospital de referencia. La consecuencia no puede ser más clara: masificación crónica del servicio de urgencias, aumento de las listas de espera y peor calidad asistencial.

Le exigimos públicamente a la dirección de la OSI que dé un paso atrás en esta decisión y que ponga en marcha una negociación que nos permita llegar a una solución que garantice nuestra sanidad pública.